5 consejos para destacar tus soft skills en una entrevista de trabajo

07/02/2018 · Las entrevistas de trabajo son un proceso complejo pero inevitable a la hora de acceder a un nuevo empleo. Son muchos los jóvenes que, a día de hoy y gracias a la recuperación económica que se está viviendo en España, están inmersos en un proceso de reclutamiento muy competitivo en la actualidad, debido a la alta demanda y a las exigencias de las empresas.

Tras el difícil proceso de llegar a la última de las etapas que un proceso de selección de personal tiene, los candidatos deben enfrentarse al momento de la entrevista con el reclutador. A pesar de que los últimos estudios reflejan que las empresas están incluyendo sistemas automatizados en dicha selección, la realidad es que en la mayoría de los casos la última decisión es tomada por una persona.

En este sentido, la entrevista de trabajo es el momento en el que el candidato, especialmente aquellos con menos conocimientos técnicos o experiencia, puede brillar frente a otros aspirantes. Esto es así porque los entrevistadores emplean esta fórmula para identificar en las personas actitudes que no son posibles de ver a través de un curriculum, es decir, aquellas que se vinculan a las llamadas "habilidades blandas".

Algunas de las soft skills más citadas por las empresas se refieren a la capacidad de comunicar del candidato, su nivel de empatía con otras personas y su disposición frente al trabajo, la presión o la creatividad. También se vinculan a la habilidad para responder preguntas, a priori, poco habituales y cómo gestiona dicha situación.

En este sentido, un artículo publicado en Fast Company ha recopilado algunos consejos que ayuden a construir a los aspirantes a un puesto de trabajo, una narrativa eficiente, directa y persuasiva de lo que ha sido su experiencia laboral y destacar las fortalezas que le convierten en el mejor candidato.

  1. Liderazgo inclusivo. Desde Fast Company recomiendan crear un discurso en el que se señale la posición destacada que se ha ejercido a lo largo de la trayectoria profesional, pero incluyendo al mismo tiempo al equipo con el que se trabajó. Esto se logra hablando en plural a la hora de citar los resultados obtenidos y permite evidenciar que se trata de una persona que no sitúa su ego por encima de los demás y trabaja en equipo. Por ejemplo: "Lideré un equipo diverso y nuestro proyecto resultó excelente".
  2. Solución de problemas. En lugar de describirse como una persona resolutiva, el artículo recomienda exponer ejemplos de ello, es decir, cómo se logró resolver una situación determinada y que no comprometa a la empresa para la que se trabajó.
  3. Adaptabilidad. Del mismo modo que en el anterior caso, es importante explicar el motivo de las afirmaciones que se hacen en una entrevista. A través de los ejemplos, los entrevistadores pueden ver de forma práctica las habilidades que se presumen, antes de tener tiempo de llevarlas a cabo en tiempo real. En este caso, una buena opción para empezar el relato es: “Se llevó a cabo una reorganización en la empresa y tuve que adaptarme… "
  4. Inteligencia emocional. Se trata de una de las habilidades más buscadas por las empresas y se vincula a la capacidad que tiene una persona de relacionarse con otras. Una forma de comunicar esto mismo, es usar en expresiones como: “Aunque no soy un experto en datos, descubrí lo que nuestros clientes realmente querían… "
  5. Empatía. El término ‘empático’ está demasiado explotado, por ello, desde Fast Company aconsejan usar ejemplos sobre casos concretos en los que se ha tenido en cuenta una preocupación de la empresa, de los compañeros o del propio jefe.

DEJA TU COMENTARIO:





ENVIAR NOTICIA:




VISUAL COMPANIES

Conoce las mejores empresas en las que trabajar.

Vodafone
Randstad
LG Electronics
Maxxium España
Nationale-Nederlanden
Liberty Seguros
Affinity
Hays
Adecco
Lilly
Tecnocom
OCU
Generali
Alten
PeopleMatters
Gas Natural Fenosa
Aegon
Prosegur
Endesa
Kiabi
Lidl