Revista digital
Entrevistas > 03/01/2024

Nuestra gran oportunidad es una employee experience diferente que potencia un componente relacional

Javier Vidaurreta People partner de KPMG

Javier Vidaurreta se siente un privilegiado por trabajar en la consultora KPMG. Reconoce que las nuevas generaciones plantean nuevas exigencias por lo que invierte sus esfuerzos en construir una primera experiencia de empleado de calidad, relevante y diferencial. Considera importante potenciar la promoción interna frente al transporte de talento de otras sociedades y se afana para que la cultura de esta organización deje huella en las carreras profesionales de los empleados.

¿Qué se siente al ser uno de los 75 Mejores Profesionales de RRHH según Forbes España 2023? ¿Hay más presión por hacer políticas disruptivas?

Es una mezcla de orgullo y responsabilidad. Cuando te señalan como una de estas figuras hay que hacer mérito por ello y disfrutarlo. Este tipo de cosas me producen mucha vergüenza y genera muchas risas entre mis amigos. La lista incorporaba personas referentes y gente que aprecio mucho, por lo que resulta un privilegio cuando las respetas y admiras. El denominador común de esa lista pasa por la innovación, la excelencia y la responsabilidad a la hora de desplegar su actividad.

 

Este año se ha incorporado a KPMG tras haber trabajado en distintos sectores como directivo de personas. ¿Qué le atrajo del sector de la consultoría? ¿Por qué aceptó el proyecto de KPMG?

Acepté el proyecto en KPMG porque era una gran firma y era un referente para mí. Cuando empiezas a desenvolverte en esta profesión en firmas de consultoría es claramente un valor y algo a lo que aspiras. La consultoría y los servicios profesionales no dejan de ser el producto de estas compañías donde la actividad pivota sobre personas y talento. Para profesionales que trabajamos en la parte de personas es casi un sueño. Es un privilegio que tu actividad impacte directamente sobre los servicios que ofrece la compañía.

 

¿Qué iniciativas se ha propuesto en su departamento? ¿En qué aspectos quiere hacer un mayor hincapié?

Principalmente, relacionarnos de forma distinta con nuevas generaciones o buscadores de empleo. Las prioridades y los modelos de relación del ámbito académico con el entorno profesional están cambiando y se hace necesario generar una identidad y una propuesta que se adapte a lo que buscan los más jóvenes. Este es un gran reto. También lo es construir una experiencia de empleado relevante. Creo que la industria adolece de una diferenciación no muy nítida entre las Big Four y maximizar la presencia de nuestra identidad, nuestros valores y nuestra experiencia de empleado para diferenciarnos del resto es un propósito muy atractivo.

 

¿Cuál es su principal motivación para gestionar una plantilla de 5.700 personas a diario? ¿Cuál considera que es el factor clave para conseguir ese objetivo?

Cada vez que recogemos feedback y escuchamos cómo valora nuestra gente la experiencia de trabajar en KPMG para nosotros ya tiene retorno positivo. Tenemos canales de comunicación bidireccionales abiertos donde escuchamos las valoraciones sobre su experiencia de trabajar con KPMG de manera diferente a la clásica de las Big Four, lo que ya supone una buena recompensa. Si a eso le sumas que crecemos en el engagement que genera esta firma, y que logramos moderar la rotación, hay motivación para mí y mucho más personal. Nuestro valor diferencial es que otorgamos mucho peso a la generación de primer empleo de calidad. Queremos que esa primera experiencia profesional de quienes salen de la universidad sea relevante y satisfactoria, y les empuje en su carrera profesional. Ese propósito alimenta a todos los órganos ejecutivos de la firma. Esta industria inventó la coletilla de “Experiencia en Big Four requerida” cuando buscábamos empleo. Creo que hay que seguir alimentando eso como un elemento diferencial en aquellos que han estado en KPMG como un sinónimo de excelencia y de responsabilidad en su trabajo.

 

Este año han incorporado nuevo talento y siguen apostando también por la promoción interna. Todo ello habla de su marca empleadora, de la que usted es un buen embajador. ¿Qué iniciativas están desarrollando en este ámbito? ¿Ha cambiado la imagen de las consultoras en el mercado del talento?

Existe un estereotipo que proyectan las Big Four de esta industria y KPMG lo rompe. Cuidamos muchísimo la experiencia de los graduados que se incorporan, aprenden y se identifican con la cultura, que la abracen e impacte en su carrera. Potenciamos la promoción interna versus traer talento de otras sociedades y alimentamos esa cultura para que crezca y esté presente en toda la carrera. La formación es muy importante para que estos profesionales se nutran y gestionen equipos proyectando la cultura KPMG.

Es un privilegio que tu actividad impacte directamente sobre los servicios que ofrece la compañía

En este employer branding influye mucho el modelo de liderazgo. ¿Qué significa para usted ser un buen líder? ¿Cómo se aplica esta concepción al modelo de KPMG?

Concibo el liderazgo con el ejemplo de los valores y la cultura de la compañía. También añadiría que muchas veces es impulsar el favor del grupo versus el retorno personal. Nuestra “casa” cultiva desde la escucha, la búsqueda de lo mejor y desde un alto estándar ético. Lo que nos diferencia es que superponemos la ética y la independencia sobre cualquier actividad. Aquí todos los managers nos sentimos muy identificados con el objetivo de ser un ejemplo y balancear un alto nivel de exigencia.

 

Como ha comentado, también las oportunidades de desarrollo marcan la atracción de talento. ¿Cómo se concibe el desarrollo en su organización? ¿Qué programas en marcha destacaría?

El desarrollo de carrera en KPMG es una de las palancas de nuestra práctica de gestión de personas. En 2022 promocionaron casi más de 2.400 personas lo que significa que este año una de cada dos personas vive una experiencia profesional diferente a la del año pasado. Esta práctica nos invita a acompañarles en ese desarrollo, de forma que cada persona dispone de un counselor para facilitar esa transición de funciones profesionales.

Además, los programas de formación en liderazgo son constantes. Antes de cambiar a distintas posiciones en las cuáles la intensidad de gestión de equipos se agudiza hay procesos de formación que duran un año en el que trabajamos esas capacidades necesarias para consolidar la nueva posición. A estos profesionales les hacemos comprender los valores de KPMG y qué supone ser un líder adaptando esa experiencia de liderazgo a las nuevas realidades.

Frente al juramento eterno a las compañías de antaño, ahora existe una mayor frugalidad en la movilidad. Estamos buscando ese equilibrio para tratar de fidelizar a los empleados para que nos acompañen mucho más tiempo y que, si deciden emprender carrera en otra dirección, esa experiencia de ser empleado de KPMG les acompañe siempre.

 

La tecnología es un must en la gestión de personas, y más en empresas grandes como KPMG ¿Cuáles cree que suponen una ventaja competitiva en su trabajo diario?

Lo bonito de esta industria es que trabajamos con el ingenio, la creatividad y la experiencia de las personas que prestan servicio a un cliente. El Data Analytics nos ayuda a entender a nuestro colectivo, su evolución, sus desempeños y motivos, a cómo guiarles en su experiencia en lo retributivo para que sigan vinculados a la “casa”, cómo satisfacer sus necesidades vitales en cada momento y entender las cualidades del equipo para combinarlas mejor, entre otras cuestiones. La tecnología nos ayuda también a ganar escala en formación. Escuchar es muy importante y, sobre todo, tener un canal abierto para saber qué les genera ansiedad y qué valoran. Entender cómo abrazan nuestra gente y nuestros equipos las iniciativas que ponemos en marcha es claramente algo que nos devuelve la tecnología para seguir mejorando, maximizar el alcance y realizar las tareas más eficientemente.

 

¿Qué opina sobre el avance de la IA aplicada en la gestión de personas?

Hay que eliminar el miedo a la destrucción del empleo. La IA nos va a facilitar el alcance, la escala, la efi ciencia, pero dependerá de la creatividad, ingenio, experiencia y valor de la persona que se relacione con esta tecnología. Nos facilitará la capacidad para acceder a información, predecir tendencias, nutrirnos de información enriquecida para desempeñar nuestra actividad, pero el valor lo tiene el “pianista”. La IA va a ser un buen acelerador del buen talento porque brillará sobre el mediocre, pero siempre teniendo presente la ética y midiendo el grado de responsabilidad entre las interacciones.

La IA va a ser un buen acelerador del buen talento porque brillará sobre el más mediocre, pero siempre teniendo presente la ética

La flexibilidad es el concepto de moda, pero no siempre concilia con las necesidades del negocio. ¿Qué modelo han implementado en KPMG?

Es uno de los ejes de valor de la propuesta de la compañía con sus empleados. Tenemos un modelo de trabajo híbrido muy favorable. Es una industria que generalmente siempre ha tenido un trabajo híbrido en distancia muy importante y lo que hemos hecho ha sido impulsarlo y favorecerlo. Tras la pandemia se implementó un modelo del 40 % que se integra en el entorno de flexibilidad horaria. Por las rutinas de la organización tratamos de favorecer que nuestros empleados equilibren ese trabajo responsable e intenso con sus clientes para una mejor organización de su tiempo personal. En verano, favorecemos el teletrabajo responsable cuatro semanas desde un lugar distinto al habitual. Eso otorga a nuestros profesionales la capacidad de organizarse mejor su jornada. Y el modelo funciona.

 

¿Qué opina de las voces que reclaman una vuelta total a la presencialidad?

Yo vengo siempre a la ofi cina porque le encuentro un propósito y me relaciono con mi equipo. Puedo tener experiencias colectivas e intercambiar información. Para mí, resulta enriquecedor porque intento que la experiencia de venir a la oficina esté vinculada a cierta tarea colectiva de construir. Si no es relacional la estancia, es mejor teletrabajar. El reto de las compañías en esta industria es generar una experiencia de empleado diferencial que invite a tener ese componente relacional en la oficina.

 

Otro de los aspectos que cada vez se cuidan más es el bienestar. corporativo. ¿Qué medidas tienen en marcha para cuidar de sus empleados?

Somos la Big Four con una oferta más interesante. Impulsamos el bienestar emocional con servicios especializados en el tratamiento del estrés así como espacios para mindfulness. El bienestar físico también lo atendemos mediante competiciones deportivas y con servicio de fisioterapia subvencionado. Favorecemos la adopción de hábitos de vida saludables en temas financieros para extraer el máximo provecho a los ingresos. A esto sumamos un servicio Solution Point que permite externalizar tareas cotidianas que nos genera más de 20.000 horas de ahorro en tareas rutinarias.

 

¿Qué retos se ha planteado a medio y largo plazo?

Seguir aprendiendo a relacionarnos con el ámbito académico-universitario-FP para continuar conformando esa primera experiencia relevante. Atraer talento, desarrollarlo y que sientan la cultura de KPMG como algo distinto, y el día que se vayan, lo hagan con una sonrisa en la boca valorando positivamente su paso por KPMG.

Compartir en:
  • linkedin share button

Desde cerca

¿Qué es lo más importante que ha aprendido en su trayectoria?

A no negociar con el esfuerzo. Ponerle pasión y esfuerzo a lo que haces y salir de la mediocridad es algo que me enseñaron mis padres.

 

¿Cuál es el mejor consejo que le han dado?

No dar un paso atrás ni para coger carrerilla. Si pudiera aprender algo nuevo, ¿qué sería? Estudiaría Arquitectura.

 

Tres adjetivos que le definan

Responsable, apasionado y emocional.

 

¿Cuáles son sus destinos de vacaciones favoritos?

Cádiz, Huelva y Pamplona.

 

¿Cómo le gusta desconectar?

Con familia y amigos.

 

¿Quién cocina en su casa?

Yo.

 

¿Qué le hace reír?

Una reunión con amigos de infancia.

 

¿Cuál es su serie o película favorita?

“El Golpe”, de Robert Redford y Paul Newman; y serie ,“The Office” (versión americana).

 

¿Cuál es para usted el colmo de la felicidad?

Ser dueño de tu tiempo.

También te interesa...

VER TODAS LAS ENTREVISTAS >
entrevistas  |  reportajes  |  almuerzos  |  tribunas  |  noticias  |  proveedores  |  nombramientos  |  estudios  |  agenda  |  libros  |  el equipo  |  enlaces  |  mapa web

© 2007 CUSTOMMEDIA S.L. edita EQUIPOS Y TALENTO  |  Equipo de redacción  |  Contacto  |  Política de privacidad

Av. Diagonal, 463 bis 5ª planta, Barcelona 08036  Tel. 93 4195152  Fax. 93 4101755