TRIBUNA
octubre 2019

Abuelos, la película. Grandes problemáticas de la gestión de personas a la gran pantalla

María de la Peña González,
Advisor de People&Culture

 
María de la Peña GonzálezLa ópera prima de Santiago Requejo, Abuelos, lleva a la gran pantalla a través de una comedia cuidada y entrañable, grandes problemáticas a nivel social y empresarial no abordadas. O al menos no lo suficiente.
Y es que algunos profesionales de RRHH que tuvimos la oportunidad el pasado 26 de septiembre de asistir a una premier específica de Abuelos organizada por Fundación Selectiva para nuestra función, la gestión de personas, tuvimos la ocasión de comprobarlo y por supuesto de celebrar que exista un cine que evidencie y ponga voz a problemáticas con las que lamentablemente estamos muy familiarizados.

Abuelos es un film divertido y tremendamente emocional, pero a la vez cargado de un profundo mensaje que encaja muy bien en la situación que estamos viviendo producto de la desaceleración, el desempleo cada vez mayor del talento senior, y la creciente longevidad.

A los ojos de los profesionales dedicados a las personas, es una obra tremendamente pedagógica y muy constructiva que invita a la reflexión, y que toca de puntillas pero con gran sensibilidad y realidad tres grandes temas: los prejuicios que giran en las empresas en torno al talento senior, el mundo del emprendimiento concebido como salida y única opción de autoempleo, y la conciliación como demanda general de la sociedad.

Además ha nacido con vocación de no quedarse solo ahí, si no de impulsar iniciativas senior de la mano de los Premios +50emprende, dirigidos por Fernando Lallana.

Isidro, desempleado mayor de 50, emprendedor y salvavidas de sus hijos y nietos. En su personaje se concentra toda una realidad en torno a la ficción.



Talento senior: La gran problemática del desprestigio del talento senior y los prejuicios alrededor de su capacidad de aprendizaje y adaptación al cambio en el entorno empresarial es una realidad. Y la realidad es que son pocas las empresas que apuestan por contrataciones veteranas si tienen otras opciones.

Este modelo se ha sostenido gracias a unos años en los que se ha recogido la cosecha del baby boom, y que han nutrido a la economía de una fuerza laboral amplia y suficiente para que la empresa cubriera la demanda de profesionales digamos un poco “a la carta”, y que además se mantuviera el equilibrio del sistema económico.

Pero las campanas de que esto está cambiando ya llevan sonando un tiempo. Y esto va a exigir más pronto que tarde grandes cambios económico-estructurales y la revisión de los modelos empresariales.

Las cifras hablan solas. Y no es necesario aportar muchas. Según el INE, a cierre de 2018 la esperanza media de vida en nuestro país es de 82,24 años (80,52 los hombres y 83,24 las mujeres). Esta esperanza de vida además parece alinearse en general con una experiencia vital de gran calidad, y se prevé que cada década aumenten entre dos y tres años de vida la esperanza de la población. Por lo que nuestros hijos llegarán sin problemas a los 100.

Al margen de esto, la escalofriante cifra de natalidad. En la última década los nacimientos han caído casi un 30% en España (INE 2019).

Este preocupante saldo negativo va arrojando proyecciones para nuestro país como la del pasado mes de mayo en Bruselas: en 2050 habrá 6 jubilados por cada 10 trabajadores, frente a los 3 actuales.

¿Estamos de verdad en situación de continuar desprestigiando, anulando y desatendiendo el talento senior? En breve lo necesitaremos más tiempo y mejor preparado que nunca.

Este escenario obligará muy pronto a un replanteamiento serio del sistema empresarial y laboral en general, y dejar al talento senior fuera será inviable. Por muchos motivos, pero entre ellos por la viabilidad de los sistemas de pensiones y protección social, la propia cobertura de la demanda laboral, y la sostenibilidad de las economías familiares con tantos años de inactividad tras la jubilación, dada la longevidad prevista.

Para abordar y garantizar el equilibrio del propio sistema laboral, todas las instituciones deberán alinearse muy pronto y tomar medidas a corto plazo. Y entre otras muchas, medidas para el fomento del empleo senior y programas específicos para nuestro talento más veterano serán cada vez más necesarias.

El concepto del emprendimiento, es otra de las líneas principales de la trama de Abuelos que augura cambios.

El 42% de los autónomos en España son mayores de 50 según un estudio realizado este año por ATA en 2019 (Federación nacional de trabajadores autónomos). Y una parte nada desdeñable proviene de la necesidad de autoempleo ante un mercado laboral que no lo pone nada fácil a partir de determinada edad.

Y es que una experiencia tan enriquecedora y valiosa como la del emprendimiento, efectivamente parece que ha perdido su brillo porque actualmente es la principal vía de escape para el talento senior, como única opción de dar continuidad a una trayectoria laboral. Y al estar concebida como una salida de emergencia, desluce.

Afortunadamente en el seno de la empresa, el aprendizaje y competencias del emprendedor están cobrando gran importancia con la llegada de la economía digital. El entorno Vuca y la velocidad y la necesidad de diferenciarse están haciendo de la innovación y las mentes emprendedoras y creativas, los activos más valiosos. Y esta tendencia va in crescendo. Así que superados los prejuicios de la edad, confiemos en que el talento senior pueda seguir brillando muy pronto.

Los momentos top del emprendimiento: la pasión del comienzo, el aprendizaje contra reloj, la incertidumbre, la indecisión, la lucha, lo fundamental de la confianza del entorno del emprendedor, las celebraciones, las frustraciones. Todo está muy bien captado por Abuelos.

La conciliación es la última derivada tratada en la obra de Requejo. Una demanda más que evidente en la sociedad pero no suficientemente respaldada por los poderes públicos ni bien acogida en general por el tejido empresarial, donde la cultura del presencialismo y la rigidez están todavía muy presentes.

Según la EPA y el INE en su estudio de conciliación del pasado mes de junio de 2019, el 49,55% de los trabajadores no pudo modificar su jornada laboral para poder asumir responsabilidades relacionadas con el cuidado de otras personas dependientes (menores o mayores).

Los avances de los gestores de personas en los comités de dirección para evolucionar la cultura empresarial en este aspecto siguen siendo muy lentos, y los logros en muchas ocasiones lamentablemente de ciñen a lo estrictamente establecido por ley. Exceptuando quizá los entornos multinacionales influenciados por culturas más avanzadas en este ámbito, conseguir la aprobación de medidas de flexibilidad, opción de teletrabajo o facilidades para conciliar a veces se torna en verdaderas batallas.

Mucho camino por recorrer para alcanzar a países de la UE como Suecia, Noruega, ó nuestro país vecino Portugal, que ocupan según el último informe de UNICEF los primeros puestos del ranking en cuanto a mejores políticas de apoyo a la familia.



Abuelos es una obra fantástica que combina humor con una gran carga emocional, y lanza un mensaje que evidencia problemáticas que pronto requerirán respuestas de RRHH, de las empresas, de los poderes públicos.


Pero sobretodo arroja una gran moraleja. Y es que detrás de cada persona, hay una historia, una familia, unas emociones, un valor al alza y ganas de seguir aportando y creciendo. Y si hay ganas, la edad no cuenta o no debería contar. Nada más importante que eso.

En todos los cines, el próximo 11 de octubre.


María de la Peña González

People&Culture Advisor

entrevistas  |  reportajes  |  almuerzos  |  tribunas  |  noticias  |  proveedores  |  nombramientos  |  estudios  |  agenda  |  libros  |  el equipo  |  enlaces  |  mapa web

© 2007 CUSTOMMEDIA S.L. edita EQUIPOS Y TALENTO  |  Equipo de redacción  |  Contacto  |  Política de privacidad

Av. Diagonal, 463 bis 5ª planta, Barcelona 08036  Tel. 93 4195152  Fax. 93 4101755