¿Qué preocupa y motiva a los empleados en España y Europa?

05/06/2019 · Tras encuestar a 10.585 personas ocupadas, procedentes de España, Francia, Alemania, Italia, Países Bajos, Polonia, Suiza y el Reino Unido, ADP publicado un informe, 'The Workforce View in Europe 2019', elaborado con la colaboración de la agencia de estudios de mercado independiente Opinion Matters, donde explora la concepción del mundo laboral actual y las actitudes y esperanzas de los profesionales hacia el futuro del trabajo.

Según se desprende del informe de ADP, proveedor global de soluciones de Gestión del Capital Humano, el sentimiento en contra de la brecha salarial de género está aumentando en toda Europa. De hecho, los datos sitúan a España como el país que lidera dicha batalla, junto con Suiza y por delante de países como Italia o Países Bajos. Tanto es así que, el 68% de los encuestados españoles afirma que consideraría cambiar de trabajo si encuentra que en su empresa hay diferencia entre hombres y mujeres en el salario. Una realidad que, no obstante, si está presente en todo el continente, dado que ellas ganan de media un 16% menos.

Por generaciones, son los Millennials los que más se identifican con esta lucha. Un 31% de las personas entre 16 y 34 años de edad cree que la información sobre la brecha salarial de género es necesaria en las empresas, mientras que tres cuartas partes (75%) dicen que considerarían la posibilidad de dejar el trabajo si se enteran de que su empresa paga más a los hombres que a las mujeres. No obstante, son los trabajadores italianos (73%) los que más manifiestan dicha intención, seguidos de los británicos y españoles (68%, en ambos casos), así como los franceses (54%).

El informe también destaca que la perspectiva de la información sobre la brecha salarial de género es más popular entre los empleados españoles (34%), Suiza (34%) e Italia (30%), mientras que solo el 11% de los de Países Bajos está de acuerdo. Esto es a pesar de que este último, ha bajado 16 puestos en el ranking mundial de igualdad de género 2017.

Según, Raúl Sibaja, director de Operaciones de ADP Iberia, “a pesar de las campañas en su contra, la brecha salarial de género sigue profundamente arraigada en Europa y aún hay muchas mujeres que cobran menos que los hombres. La nueva regulación podría ser la única forma de cambiar esta situación y las conclusiones de nuestro estudio muestran que cada vez son más los empleados que exigen justicia por parte de las empresas. Y si nada cambia pronto, los empleados se plantarán ante sus empresas”.

Horas extras no retribuidas, segundo gran problema en las empresas europeas

Casi dos tercios de los empleados europeos (60%) trabajan horas extras sin cobrar por ello. Así lo destaca también el informe europeo de ADP. De hecho, las conclusiones indican que los empleados trabajan un promedio de casi cinco horas por semana sin cobrar y un 12% dice que trabaja más de 10 horas por semana de forma gratuita.

El problema de las horas extras sin remuneración es más frecuente en Alemania (71%), seguido de España (67%), Reino Unido (66%) y Polonia (43%), y afecta principalmente a los jóvenes europeos, ya que el 17% de ellos –con edades comprendidas entre los 16 y 24 años- dicen que hacen más de diez horas por semana.

En esta línea, por sectores, TI y telecomunicaciones, y servicios financieros son los que más trabajan ya que hacen más de 10 horas adicionales por semana (18% y 16% respectivamente). En el sector educativo los empleados trabajan normalmente al menos cinco horas no remuneradas por semana (69%).

Según, el director de Operaciones de ADP Iberia, "a pesar de los numerosos informes de que muestran la importancia del compromiso y el bienestar de los empleados, parece que muchos empleadores están fracasando en el nivel más básico: recompensar a los empleados por las horas trabajadas”.

Raúl Sibaja añade: “Es una tendencia preocupante. Y es probable que provoque cansancio y hastío en los empleados, y que caiga su motivación con impactos negativos a largo plazo para la productividad general y el rendimiento”.

Bienestar emocional, un reto para las organizaciones

Otra cuestión clave que recoge el informe "The Workforce in Europe 2019”, redunda en la importancia de la cobertura que la empresa da a los problemas de salud mental, especialmente porque casi un tercio de los empleados españoles no se sentiría cómodo reconociéndolo en el trabajo. Además, solo un 11% se sentiría cómodo diciéndoselo a su jefe, y apenas el 9% se lo comunicaría a Recursos Humanos. De hecho, el 31% cree que su responsable no está interesado en su bienestar mental.

En este sentido, ADP señala que si bien ha habido grandes campañas de concienciación sobre los problemas de salud mental en los últimos años, las conclusiones del informe sugieren que esto no se refleja en la práctica en los lugares de trabajo de Europa y, además, hay signos de desconexión entre lo que se dice y lo que se está haciendo para apoyar a los empleados. Prueba de ello es que el 39% de los españoles asegura que revelarían un problema de salud mental a sus amigos más cercanos en la empresa, el 29% se lo contarían a los que consideran solamente compañeros de trabajo y solo el 4% se lo diría a sus subordinados.

No obstante, una vez más, quienes están revirtiendo la tendencia son los jóvenes (de entre 16 y 34 años), dado que más de tres cuartos (78%) sí hablarían de un problema de salud mental en el trabajo, en comparación con solo el 61% de los mayores de 55 años.

Finalmente, el documento revela otras preocupaciones que hay en Europa, como el Brexit, que afecta a una quinta parte de la fuerza laboral europea; o la automatización, donde más de la mitad (56 %) anticipan cambios significativos. No obstante, los niveles de optimismo han permanecido inmutables desde el año pasado (79%), mientras el mundo sigue a la espera de ver cómo se desarrollarán los cambios políticos y tecnológicos.

Crece la confianza en las habilidades

Ligado al punto anterior, ADP indica que la confianza en las habilidades ha remontado. Así, nueve de cada diez (89 %) de los entrevistados confían en contar con las habilidades necesarias para tener éxito en sus carreras, o lo que es lo mismo, un aumento de seis puntos porcentuales respecto al año pasado.

De hecho, los trabajadores de España son los que más confían en sus aptitudes (93 %), seguidos por los de Suiza (90%). Además, son los más veteranos los que encabezan la clasificación, con un salto de ocho puntos porcentuales en la confianza de dichas habilidades desde el año pasado.

Cae la intención por ser autónomo

El número de empleados que consideran activamente hacerse autónomos o empleados por cuenta propia ha caído al 15%, es decir, 11 puntos porcentuales desde 2016, mientras que la relación sobre quién consideraría esta opción ha descendido hasta el 34%; el año pasado estaba en un 40%.

Los trabajadores del Reino Unido son los que más planean hacerse autónomos o empleados por cuenta propia (21%), un ligero aumento desde 2017, seguidos de cerca por Polonia (20%) e Italia (18%)

Por otro lado, por segundo año consecutivo, la mala gestión es la peor barrera frente a la productividad, y el problema parece agravarse. Casi un cuarto (23 %) de los entrevistados señalan que la mala gestión es lo que más va en detrimento de su productividad, eso supone un aumento de cuatro puntos porcentuales en comparación con el año pasado. Los trabajadores de España son los que más acusan este problema (31%), con un aumento enorme de ocho puntos porcentuales respecto al año pasado.

DEJA TU COMENTARIO:





ENVIAR NOTICIA:




VISUAL COMPANIES

Conoce las mejores empresas en las que trabajar.

Hays
Affinity
Nationale-Nederlanden
Naturgy
Aegon
LG Electronics
Ineco
Santalucía Seguros
Prosegur
CGI
MC MUTUAL
Bricomart
PeopleMatters
Kiabi
Endesa
Securitas Direct
Vodafone
Maxxium España
Randstad
Generali
Lidl
Sacyr
Vitaldent
Bayer
Leroy Merlin
OCU