Empresas, trabajadores y la Administración Pública de Alemania fomentan el teletrabajo de forma permanente

07/01/2021 · En plena oleada del Covid-19, Alemania apuesta decididamente por el teletrabajo, a través de una desgravación fiscal que premiará el trabajo en remoto de los que se han visto forzados a hacer de su casa la oficina este año, y con una nueva ley que lo normalice a futuro. Un conjunto de medidas encaminadas a impulsar el home office, con el consiguiente ahorro de costes y mejora en la conciliación de los trabajadores.

De hecho, de acuerdo a un informe del centro de estudios del Deutsche Bank, durante la primera fase de la pandemia del Covid-19, en torno al 67% de los más de 44 millones de personas con empleo en Alemania trabajaron desde casa, un logro teniendo en cuenta el fuerte tejido industrial germano, que actualmente emplea a un 24% de la población activa.

A pesar de que durante el desconfinamiento muchos profesionales volvieron a su rutina presencial de trabajo en la oficina, desde el pasado mes de noviembre, y dado el repunte de contagios, el Gobierno alemán está pidiendo a toda la población que, en la medida de lo posible vuelva al teletrabajo.

Además, con efecto inmediato ha anunciado que para la declaración de la renta de este año los profesionales que hayan teletrabajado podrán desgravarse un fijo de cinco euros por día de teletrabajo, hasta alcanzar un máximo de 600 euros, equivalente a unos 5,5 meses.

Y, a largo plazo, se está trabajando en una normativa que garantice el derecho al trabajo en remoto, permitiendo esta modalidad hasta 24 días al año en todos aquellos puestos adecuados óptimos para ello.

Los alemanes, proclives a teletrabajar

Pero la Administración Pública no es la única proclive a esta modalidad de empleo; la población en general apoya la consolidación del teletrabajo para siempre, tal y como refleja una encuesta de la Federación de la Economía Digital (BVDW), que demuestra que el 75,4% de los trabajadores del país está dispuesto a trabajar desde casa, y más de la mitad, un 58%, desea mantener el trabajo en remoto como posibilidad.

De hecho, más del 90% de los más de 2.000 trabajadores encuestados por el Instituto Fraunhofer el pasado mes de abril estaban conformes con seguir con el trabajo en remoto. Y no solo los trabajadores, también el tejido empresarial germano en su conjunto.

Así lo confirma un estudio del Instituto Ifo, que estima que el 54% de las compañías alemanas van a reforzar esta posibilidad. De hecho, algunas de las principales multinacionales del país ya han impulsado iniciativas en este aspecto, como es el caso de Siemens, que ha ofrecido al 36% de su plantilla -unos 140.000 de sus 385.000 trabajadores en todo el mundo- teletrabajar de forma permanente hasta tres días a la semana.

Por otro lado, en el Deutsche Bank están diseñando un modelo de trabajo híbrido para sus empleados. El banco estudia fijar con su personal el porcentaje de tiempo que desean trabajar desde casa y ha elaborado ya estimaciones sobre el volumen de horas totales que se podrían realizar de forma remota. Con ello, la entidad no solo pretende adaptarse al nuevo contexto, si no reducir gastos.

DEJA TU COMENTARIO:





ENVIAR NOTICIA:




VISUAL COMPANIES

Conoce las mejores empresas en las que trabajar.

OCU
LG Electronics
Leroy Merlin
Generali
Securitas Direct
Aegon
Endesa
Prosegur
Lidl
Naturgy
PeopleMatters
Maxxium España
Affinity
Bayer
Hays
Randstad
Santalucía Seguros
Kiabi
Nationale-Nederlanden
Bricomart
MC MUTUAL
Sacyr
Vodafone
Vitaldent
Ineco
CGI