La digitalización debe ser un proceso de adaptación global

Olga Alonso,
Directora de Executive Education&Digital Solutions
ESCP Europe

27/04/2018 · La formación corporativa es una de las mejores vías para retener a los mejores en las empresas y para invertir en el talento de los profesionales. ESCP Europe, escuela de negocios paneuropea con campus propios en 6 capitales europeas, ofrece una formación para ejecutivos con programas 100% a medida según las necesidades de cada compañía. Una de las novedades de los últimos años es que han incorporado tecnología muy innovadora y pedagogía adaptativa de primer nivel a sus programas y soluciones para empresas, lo que les permite alcanzar a profesionales en cualquier país del mundo, con una experiencia de primer nivel, grandes eficiencias y, sobre todo, analíticas de medida sobre el retorno de la inversión. Se adaptan así a una de las mayores exigencias del sector, que pasa por la innovación constante en las técnicas de aprendizaje en la organizaciones y por ser cada vez más accesibles para los empleados rompiendo barreras de espacio/tiempo y revolucionando los entornos en los que desarrollan y mejoran sus habilidades. Así lo detalla en esta entrevista Olga Alonso, Directora de Executive Education&Digital Solutions en el Campus de Madrid de ESCP Europe, que en la actualidad, desarrolla una amplia actividad en el área de tecnologías de aprendizaje y la aplicación de las soluciones digitales al proceso de desarrollo y transformación de los profesionales en las empresa.

Hoy todos hablamos de digitalización de las empresas, y en concreto de los RRHH, pero nadie sabe muy bien por dónde empezar…

Efectivamente, así es. El problema reside en que se habla de digitalización como un fin, y en realidad es un proceso de adaptación de la estrategia, los procesos y las competencias de las empresas para poder comunicarse con los actores internos y externos que ya disfrutan con naturalidad de un entorno digital.

La digitalización es un proceso de adaptación y no un fin

Hablemos de España. Según The Global Human Capital Report 2017 del Foro Económico Mundial El 76% de las empresas españolas suspende en Transformación Digital. ¿A qué cree que es debido?

Honestamente, creo que, como suele ocurrir siempre con todos los cambios, existe una especie de “locura colectiva” a la que hay que poner freno para reflexionar. Muchas empresas sienten la presión de hacer “algo” aunque no saben qué y, algunas de ellas, movidas por esa presión, comienzan a tomar decisiones precipitadas, en muchas ocasiones erróneas, impactando negativamente sobre la organización.

Hay que ser muy cauteloso porque, en la mayor parte de los casos, estas decisiones erróneas sobre cambios impuestos en procesos o competencias, tomadas de forma precipitada y escasamente comunicada, provocan un clima de escepticismo en la organización, difícil de corregir en el futuro.

España ha tardado en reaccionar para afrontar la “aventura” de la transformación digital

Es cierto que España ha tardado en reaccionar para afrontar la “aventura” de la transformación digital pero los datos son esperanzadores ya que, la capacidad de “transformar” las empresas para adaptarlas al entorno digital, tiene que ver mucho con la inversión de capital en tecnología punta, y en nuestro país (de acuerdo al informe realizado por el grupo de inversión ATOMICO sobre el estado de la tecnología en Europa) la inversión ha sido de 52 millones de dólares en 2017, mientras que de 2012 a 2016 fue de 195 millones de dólares . Esto ha supuesto un incremento del 40% en comparación con 2016.

Continúa el informe señalando que "España disfruta de una posición privilegiada –en comparación a años atrás– de Europa en cuando a desarrollo e inversión en tecnología". En concreto, el informe apunta a que "hay más desarrolladores profesionales que nunca y un aumento saludable del empleo en tecnología…." En este sentido, España ha aumentado su número de desarrolladores de 266.414 en 2016 a 268.149 en 2017, siendo Madrid el cuarto foco de Europa solo por detrás de Londres (303.594), París (181.659) y Moscú (144.488).

En Europa todavía no estamos al nivel de EEUU o Asia, pero soy muy optimista

En general, en Europa todavía no estamos al nivel de EEUU o Asia, pero yo soy muy optimista porque, a pesar de este retraso, y como señala el mismo informe, “Europa está construyendo un ecosistema tecnológico basado en su propia imagen, definido por una profunda experiencia tecnológica, una increíble diversificación geográfica y un enfoque de colaboración única con la industria tradicional”

¿Cree que la digitalización es solo cuestión de tecnología?

En absoluto, la tecnología es un medio indispensable para “transformar” los negocios en digitales pero concebirla como un fin es un gran error que algunas empresas han cometido. Como dije antes, la transformación digital tiene como objetivo principal cambiar la forma en la que las empresas se comunican con los clientes internos, externos y también con la sociedad.

Tenemos que orientar todos nuestros negocios para garantizar la creación de “experiencias memorables” 

Vivimos en una sociedad donde la “experiencia memorable” se busca de forma constante, así que las compañías están obligadas a aportar desde sus negocios esa experiencia a través del cambio en la estrategia, los procesos, los negocios, las competencias, etc.

Una vez que se ha reflexionado sobre qué entienden nuestros grupos de interés como “experiencia memorable”, entonces tenemos que orientar todos nuestros negocios para garantizar que esa experiencia se produzca.

Podremos mantener algunas “formas de hacer” del pasado, pero en general necesitaremos transformar todo aquello que no dé respuesta a ese nuevo entorno de experiencia digital.

No existe otra forma a día de hoy de dar esa respuesta si no es con medios tecnológicos y digitales

Un elemento clave es la “velocidad”. Nos hemos acostumbrado a que, como parte de esa experiencia, todo tiene que estar disponible de forma rápida: los servicios, los productos, la información. Por eso la tecnología es clave: no existe otra forma a día de hoy de dar esa respuesta si no es con medios tecnológicos y digitales que garantizan la rapidez y la disponibilidad.

Por esta razón, no se puede hacer transformación digital sin tecnología pero no se puede empezar a transformar los negocios por la tecnología sin analizar qué es lo que se necesita transformar.

Los RRHH viven hoy su mayor desafío, ¿cómo poner la tecnología al servicio de las personas?

La tecnología tiene que estar al servicio de las personas y, hoy día, es un aliado extraordinario de los RRHH porque a la gente le encanta trabajar con tecnología ¡Cómo no, si está rodeada tanto en su vida privada como profesional por soportes y servicios digitales!

Creo que la organización tiene que ser el gran “aliado” de los gestores de RRHH en los procesos de transformación digital: cualquier cambio que se realice tiene que contar con sus ideas, con su perspectiva. Si lo hacemos así, afrontando los cambios tecnológicos en la organización como una ayuda para que los profesionales hagan mejor su trabajo, lograremos hacerlo bien, porque nuestra organización abrazará esa tecnología y porque estaremos seguros de haberles aportado las herramientas que necesitan para poder competir en los entornos digitales.

La organización tiene que ser el gran “aliado” de los gestores de RRHH en los procesos de transformación digital

Y, por supuesto, tendremos también que buscar que esa transformación genere mayor eficiencia en costes y calidad de nuestros procesos pero nunca sin contar con la organización.

¿Cómo se debería enfocar la formación para dotar a un directivo de RRHH de las capacidades necesarias para abordar un proceso de digitalización?

Yo creo que se habla mucho de liderazgo digital de los nuevos gestores y yo pienso que un líder, primero tiene que ser líder y después, tiene que saber comunicar la importancia de la necesidad de vivir en constante transformación. Si dispone de estas competencias, sólo le faltará lo más fácil para poder implementar una estrategia digital, que son los medios, las herramientas y el conocimiento.

Cualquier líder tiene que dedicar tiempo a acceder a información de mejores prácticas y de innovación

La formación y el entrenamiento son clave para adquirir estas capacidades y, por eso, cualquier líder tiene que dedicar parte de su tiempo diario a acceder a información de mejores prácticas y de innovación en todos los campos, a participar en foros y redes y a compartir con otros profesionales ideas y conocimiento digital.

¿Qué tendencias detecta en el ámbito de la formación de negocio para poder adaptarse a esta fase transformacional de las empresas?

La transformación digital impacta en el concepto y enfoque de la formación, ya que afecta a los contenidos de gestión, a los modelos de liderazgo en los que se entrena, a la importancia del concepto “experiencia de aprendizaje” y, además, la digitalización, aporta a estos programas eficiencia en costes y un mayor retorno en la inversión.

Nosotros, en ESCP Europe hace más de 5 años que comenzamos a trabajar todos nuestros proyectos y soluciones desde una perspectiva digital, básicamente porque nuestros clientes nos lo demandaban.

En ESCP Europe hemos logrado una experiencia “única” gracias a la tecnología pero sin olvidar nuestro objetivo de promover el desarrollo del liderazgo y el talento

Nuestra filosofía es la misma, acompañar a los profesionales y a las compañías en sus programas de desarrollo de liderazgo y talento pero lo hacemos con medios diferentes, incorporando mucha tecnología (más allá de la dicotomía online/presencial) con medios síncronos y asíncronos. Hemos conseguido así poder llegar con los mismos programas a poblaciones globales de forma muy eficiente tanto en costes como en resultados (lo que antes era imposible) y logrando una experiencia “única” en los participantes, superior a la de los modelos tradicionales que se realizaban puramente en el aula.

La tecnología nos ha permitido crear entornos de aprendizaje versátiles donde los participantes en nuestros programas aprenden, experimentan y comparten de forma continua, desde el entorno de aprendizaje a su puesto de trabajo, superando las barreras del tiempo y el espacio: todo esto lo hemos logrado con la tecnología pero, sin olvidar nuestro objetivo que es promover el desarrollo del liderazgo y el talento con nuestros programas.

¿Hacia dónde van las universidades y escuelas de negocio, para acercarse aún más a las necesidades empresariales?

Las universidades no sé, pero especialmente las escuelas de negocio tenemos la responsabilidad de estar a la altura de nuestros clientes y de adelantarnos a sus necesidades, por lo tanto debemos trabajar con ellos para acompañarles en la transformación digital de sus organizaciones.

Tenemos que generar nuevos modelos pedagógicos que nos permitan hacer de nuestros servicios una “experiencia memorable”

Como expertos no en “formación” sino en “aprendizaje” porque ésta es la nueva perspectiva, tenemos que ser muy expertos en analizar la forma en la que las personas aprenden en la actualidad e investigar y generar constantemente nuevos modelos pedagógicos que nos permitan hacer de nuestros servicios una “experiencia memorable”, con apoyo de la tecnología que nos abre múltiples posibilidades. Sólo así, se lograrán los objetivos que los responsables de RRHH tienen para sus organizaciones.

Por supuesto que la transformación digital tiene que empezar por nosotros mismos. ¡Ese es el reto!

ENVIAR ENTREVISTA:




VISUAL COMPANIES

Conoce las mejores empresas en las que trabajar.

OCU
Nationale-Nederlanden
Securitas Direct
Bayer
Alten
Bricomart
Naturgy
Vodafone
Affinity
Santalucía Seguros
Endesa
PeopleMatters
Vitaldent
Leroy Merlin
Maxxium España
MC MUTUAL
CGI
Lidl
Kiabi
Aegon
LG Electronics
Randstad
Prosegur
Generali
Hays
Sacyr