La inversión en innovación y formación, 2 prioridades para las empresas españolas

02/07/2018 · Por tercer año consecutivo, Cornerstone e IDC han llevado a cabo un extenso estudio europeo centrado, en ésta ocasión, en la innovación y la cultura organizativa. Para ello se han realizado más de 2.000 entrevistas a directivos de recursos humanos y expertos en informática, telecomunicaciones y negocio, en compañías con más de 500 empleados de 14 países, incluyendo España. De entre sus conclusiones destaca el incremento de la satisfacción de los pofesionales y el buen estado de la innovación en el país.

El estudio 'Future Culture: Impulsando la Cultura de Innovación en la Era de la Transformación Digital' revela que las empresas españolas están notando menos resistencia cultural a iniciativas de transformación digital. Algo que se presenta clave en el país dado que según concluye, las empresas más flexibles y dinámicas en este ámbito podrán adaptarse mejor a los retos que plantea la digitalización.

Asimismo, el análisis de Cornerstone OnDemand e IDC demuestra la existencia de un vínculo directo entre la capacidad de innovación operacional y de productos o servicios y los métodos de gestión del talento en las empresas. Las formas de encontrar nuevo talento, los métodos de evaluación, o cómo los empleados recomiendan su organización a otros, son también señales reveladoras de la velocidad a la que las organizaciones son capaces de innovar.

Por otro lado, según el estudio, para construir una cultura de innovación, las organizaciones necesitan establecer sus requisitos clave y capacidades básicas. "Algunas tienen un alto enfoque en la innovación de productos o servicios y a menudo buscan oportunidades para aumentar sus soluciones existentes utilizando mejoras de las interfaces digitales, Internet de las cosas, o en el Machine Learning", explica. "Otras operan en un mercado estable en el que pueden encontrarse altos niveles de cambio en las personas y procesos, requiriendo innovación operativa… Ningún enfoque que se dé es correcto o incorrecto, pero todas las organizaciones deberían enfocarse en las personas y procesos con el fin de maximizar su potencial", añade.

En éste sentido, el informe clasifica a las empresas en función de sus niveles de innovación, dividiéndolas en cuatro arquetipos, cada uno identificado con un estilo musical, de los más reacios al cambio en productos, servicios y operaciones, hasta los más innovadores: clásica, salsa, rock y electrónica. "En España se comprueba un notable equilibrio entre los arquetipos, con el mayor porcentaje perteneciente al tipo más innovador", destaca.

En España, la satisfacción de los empleados está mejorando

En España, los datos revelan que la resistencia cultural al cambio se ha reducido como reto, pero se mantiene en primera posición como barrera a la transformación digital (32% frente al 54% del año pasado). Pero no es la única barrera con la que se encuentran las empresas españolas. También existen otras como la dificultad de encontrar el talento y habilidades correctas (31%), las cuales son significativamente superior a la media europea (18%).

Asimismo, en el proceso de selección, las organizaciones españolas valoran más las habilidades comprobadas, como la solución de tests (45%) y las referencias de éxito (33%), por encima de las cualificaciones académicas.

Por otro lado, las respuestas de la encuesta destacan que, para el desarrollo de sus empleados, las compañías españolas prefieren la formación en el puesto de trabajo (51%), aunque solo el 25% realiza actualmente una inversión en programas de formación, en contraste con el 37% de la media europea.

Por último, en España, la satisfacción de los empleados está mejorando, "lo cual es una buena señal ya que los entornos de trabajo positivos favorecen la innovación en las empresas", afirma el estudio. En concreto, en el país, dicha satisfacción pasa del 46% en 2017 al 51% de éste año.

"La transformación digital, la automatización y la inteligencia artificial nos han impulsado a la economía de las habilidades, donde las empresas deben desarrollar y adoptar nuevas capacidades para impulsar la innovación", afirma Vincent Belliveau, vicepresidente ejecutivo y director general de EMEA de Cornerstone OnDemand. "Las empresas españolas necesitan fomentar la inversión en la formación y desarrollo de sus personas, si quieren seguir teniendo éxito en su transformación digital", añade.

Éste cambio hacia la digitalización muestra, no obstante, un importante lugar en la agenda estratégica de las empresas.  En éste sentido, sólo el 2% de las organizaciones españolas dice no haberse embarcado en dicha transformación y España no es única en ese sentido, ya que "prácticamente todas las grandes organizaciones de Europa han empezado a explorar la manera en qué las tecnologías digitales pueden mejorar las operaciones, aumentar los productos y servicios, y promover nuevos modelos de negocio", destaca el informe. 

De hecho, el resultado de España "es el más bajo registrado en Europa", aunque representa una mejoría para el país frente al estudio de 2017, donde el 10% de los encuestados dijo no tener planes para digitalizarse. "El hecho de que España haya adoptado la transformación digital como una prioridad empresarial puede indicar que las organizaciones están utilizando la recuperación económica para impulsar ambiciosos proyectos de digitalización", concluye el estudio.

DEJA TU COMENTARIO:





ENVIAR NOTICIA:




VISUAL COMPANIES

Conoce las mejores empresas en las que trabajar.

Kiabi
OCU
Prosegur
Adecco
Leroy Merlin
CGI
Lidl
Hays
Affinity
Endesa
Santalucía Seguros
Randstad
Generali
Nationale-Nederlanden
Bayer
Naturgy
Aegon
Vitaldent
Lilly
Sacyr
Vodafone
LG Electronics
MC MUTUAL
PeopleMatters
Alten
Maxxium España
Securitas Direct