Los desafíos del mundo del trabajo debido a la automatización y el Covid-19

06/08/2020 · El mundo del trabajo se está enfrentando una crisis sin precedentes. De acuerdo a los datos de la OIT, el 81% de la fuerza de trabajo mundial se ha visto afectada por el cierre parcial o total de las actividades económicas, y se han registrado una pérdida global de 305 millones de empleos durante el segundo trimestre de este año.

Fruto de la crisis del Covid-19, 1.250 millones de trabajadores, es decir, el 38% de la población activa mundial, están empleados en sectores que hoy afrontan graves caídas en su producción y un alto riesgo de desplazamiento de su fuerza de trabajo.

Solo durante el primer mes de la pandemia, apuntan desde la Organización Internacional del Trabajo (OIT), de los 2.000 millones de profesionales que se desempeñan en la economía informal, 1.600 millones se enfrentaron a amenazas directas a su subsistencia diaria, experimentando una contracción del 60% de su ingreso medio.

Una situación de indefensión que ha afectado especialmente a los trabajadores migrantes, sin permiso para poder salir de su hogar o país de origen, muchos de los cuales se han quedado sin trabajo, sin recursos económicos y carecen de protección social o apoyos necesarios.

Esta vulnerabilidad y precariedad laboral que ha traído consigo el coronavirus puede tener efectos dramáticos sobre la población mundial. De hecho, el Programa Mundial de Alimentos (PMA) advierte que la crisis del Covid-19 duplicará el número de personas que sufren hambre, alcanzado los 50 millones para finales del 2020, lo que califica como una “catástrofe humanitaria”.

la crisis del Covid-19 duplicará el número de personas que sufren hambre

Los efectos de la robotización del empleo

Según las previsiones que hacía el World Economic Forum en 2019, antes de la irrupción de la pandemia, el 65% de los niños que hoy entran a Educación Primaria terminarán trabajando en empleos que aún no se han creado. En este sentido, la incorporación de la inteligencia artificial, la robótica y el big data en los procesos productivos desplazará a millones de profesionales del mercado laboral, en tanto que la competencia por puestos de trabajo en el mundo digital, via teletrabajos cada vez más especializados, se intensificará globalmente.

En esta misma línea, encontramos otro análisis reciente de McKinsey, que constata que el 55% de los empleos japoneses, el 46% de los estadounidenses y el 46% de los de las cinco mayores economías europeas desaparecerán debido a la informatización del trabajo para 2030.

Por otro lado, la OCDE predijo en abril del año pasado que la informatización y la robotización harían desaparecer el 14% de los empleos en un plazo de 20 años. Y, entre los principales sectores de empleo con una probabilidad del 50 al 70% de ser automatizados son los que la OCDE define como "medianamente cualificados", como por ejemplo operadores de máquinas, trabajadores de líneas de montaje o empleados que realizan tareas administrativas rutinarias como los agentes de contact centers.

Cómo mantenerse empleable en la era de la automatización?

Ante este panorama, las organizaciones y sus profesionales se encuentran en una encrucijada. Si quieren mantenerse empleables, deben pensar en el futuro, y formarse o reciclarse profesioonalmente para ser empleables. En este punto, el Upskilling y Reskilling se posicionan como tendencias clave para hacer decantar la balanza de los que adapten al nuevo mundo, y los que se queden rezagados, cada vez más precarizados y fuera del mercado laboral mundial. 

DEJA TU COMENTARIO:





ENVIAR NOTICIA:




VISUAL COMPANIES

Conoce las mejores empresas en las que trabajar.

Affinity
LG Electronics
Kiabi
Bayer
Prosegur
Naturgy
Vodafone
Vitaldent
Bricomart
Ineco
MC MUTUAL
Santalucía Seguros
Sacyr
Maxxium España
Securitas Direct
Aegon
PeopleMatters
Generali
OCU
CGI
Nationale-Nederlanden
Lidl
Leroy Merlin
Hays
Randstad
Endesa