4 de cada 5 empresas omiten el salario en sus ofertas de empleo

29/07/2020 · Tras analizar cerca de 64.000 ofertas de empleo publicadas en los portales Infojobs (3.400) y el público Empléate (60.400), gestionado por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, un artículo de El Confidencial revela que solo una de cada cinco  empresas indicaba la remuneración, o al menos, un rango salarial en la convocatoria del puesto.

Con un país con más de 3 millones de personas en desempleo, y un tejido empresarial muy tocado por la actual crisis del Covid-19, la búsqueda de trabajo cada vez se convierte en una misión más difícil para los candidatos/as, no solo por el simple hecho de encontrar un puesto que encaje con nuestro perfil y necesidades, si no también por el 'ocultismo' y secretismo que existe en las ofertas de empleo publicadas en relación al salario.

Y, de hecho, no solo los parados son los únicos perjudicados por la falta de información, sino que los trabajadores en activo también la sufren, ya que se ven incapaces de cambiar de empresa y mejorar sus condiciones.

De acuerdo a la muestra de Infojobs, que ha analizado las descripciones de trabajo de las cuatro provincias con mayores ofertas - Madrid (1.583), Catalunya (1.403), Valencia (265) y Vizcaya (159), el 62,7% de las ofertas no incluyen información alguna sobre la remuneración o rango salarial del puesto, mientras que en el análisis del portal Empléate, la cifra de compañías que omiten esta información clave en sus ofertas asciende al 81,4% de la muestra.

Unas cifras alarmantes y que sitúan a España como uno de los países europeos menos transparentes en materia de atracción de talento. ¿De donde viene su origen?

La crisis de 2008 impulsó el secretismo

La tendencia de esconder la retribución nació con la crisis económica de 2008 y ha tomado impulso en tiempos de bonanza económica. De hecho, fue el sindicato UGT el primero en reparar en este detalle en 2015, cuando un estudio similar al de la Unidad de Datos de El Confidencial, pero con una muestra mucho menor, destapó que el 71% de las ofertas eran opacas económicamente. Tres años después, estamos un 10% peor.

Detrás de esta opacidad de información podemos encontrarnos puestos de trabajo cualificados pero con remuneraciones miserables. En muchas ocasiones, las organizaciones incluyen en sus descripciones de trabajo su amplio abanico de beneficios sociales, como por ejemplo, seguros, ticket restaurante, o aparcamiento gratuito, es decir, lo que llamamos el 'salario emocional'. Sin embargo, eluden deliberante la información referente a la remuneración económica para no ahuyentar a los candidatos y candidatas.

A pesar del ocultismo inherente al salario por parte de las organizaciones españolas, paradigmáticamente sí suele ser común que al candidato o candidata se le pregunte por su salario actual. Esto sitúa en una posición desigual al empleador y al profesional, que se encuentra con un poder muy limitado de negociación, debido a las elevadas cifras de desempleo, y a una alta competencia de talentos a un mismo puesto de trabajo.

Otras de las causas la podemos encontrar también en la falta de uniformidad salarial según el puesto de trabajo. Dos profesionales con un mismo perfil, formación, competencias y trayectorias similares pueden estar cobrando muy diferente en un mismo puesto de trabajo según el empleado para el que trabajen.

 

COMENTARIOS:

Oriol Garcia 04 agosto 2020 10:09

El miedo a la transparencia, uno de los grandes handycaps en la organización.

DEJA TU COMENTARIO:





ENVIAR NOTICIA:




VISUAL COMPANIES

Conoce las mejores empresas en las que trabajar.

Sacyr
Securitas Direct
Bayer
CGI
Bricomart
Affinity
LG Electronics
Randstad
Generali
Aegon
OCU
PeopleMatters
Prosegur
Ineco
Lidl
Hays
Vitaldent
Maxxium España
Vodafone
Endesa
Santalucía Seguros
Leroy Merlin
Nationale-Nederlanden
Naturgy
MC MUTUAL
Kiabi